Niños, arte y libro

  Introducirse en una clase de arte es una experiencia enriquecedora, y, con niños, la dosis aumenta. La felicidad inunda el aire, ellos trabajan, los colores hacen lo suyo y la creatividad se despliega libre este viernes con el consiguiente disfrute. No hay duda de que la profesora Patricia Bosco ama lo que hace, no precisa hablar y los alumnos tampoco. Sin que se los pida, sacan dibujos para mostrarme de sus enormes carpetas, todos buenísimos, cada uno digno de estar en una pared. Más comprendo a Patri cuando los fotografía y los cuelga en las redes, no hay desperdicio. Pequeños pero grandes artistas. No sé si ilumina mejor la ventana o la luz de sus ojos nuevos mientras sacan otro dibujo cual paloma de la galera de un mago. 



    Acá la vemos a nuestra protagonista, rubia, inquieta, mirada destellante, con un magnífico libro: Las historias detrás de los pinceles, una exquisita antología coordinada por Ida de Vicenzo y editada por El escriba.
El libro inaugura con dos historias vividas y narradas  por nuestra Patri.  La primera data de sus dieciseis años cuando realizó corretaje de marroquinería junto a su hermana. Salieron a buscar clientes para las mercancías que fabricaba su padre. ¡Y qué bien pintan sus palabras sencillas esa alegría de encontrar al primer cliente! La segunda historia habla de una de sus primeras pinturas, un faro que está colgado en pared privilegiada de la casa de su primo.
Luego de las historias Patricia afirma: Las horas que dedico al arte son las más importantes de mi vida porque ellas le brindan luz y alegría a mi alma. 

Luego de las historias, vienen impresas en papel de ilustración, las obras de los participantes. La de Patricia es un tigre que posee tal detalle que se confunde con una fotografía. Sublime. 

Me da gusto haberla visitado en la Asociación de Artistas Plásticos de nuestro barrio. No es la primera vez, pero sí la primera que la veo en acción, y, más cuando todavía no asumo la maravilla del cuadro que han pintado para la Subasta Solidaria de vinos y que he visto apenas al llegar, a modo de bienvenida. Lo colgaré durante el trascurso de la semana. 





   Gracias por tanto, Patricia, y por prestarte también a responder el cuestionario Proust que transcribo a continuación, para finalizar cn la frutilla del postre: algunas imágenes de tu obra. 

1. ¿Cuál es el principal rasgo de tu carácter?    Buen humor

2. ¿Qué cualidad apreciás más en un hombre?  Acompañar

3. ¿Y en una mujer? Sinceridad

4. ¿Qué esperás de tus amigos? Que estén

5. ¿Tu principal defecto? Ser terca

6. ¿Tu ocupación favorita? Dibujar y pintar

7. ¿Tu ideal de felicidad?Sentirla

8. ¿Cuál sería tu mayor desgracia? La  pérdida de la salud

9. ¿Qué te gustaría ser? Actriz

10. ¿En qué país desearías vivir? París, Francia

11. ¿Tu color favorito? Violeta

12. ¿La flor que más te gusta?Jazmín

13. ¿El pájaro que preferís? Canario

14. Un escritor Mario Benedetti

15- Un héroe  Aironman

16- ¿Qué hábito ajeno no soportás? Mentira

17- ¿Cómo te gustaría morir? De paro cardíaco

18- ¿Cuál es el estado más típico de tu ánimo? Disfrutar de la vida

19- ¿Tu posesión más preciada? Estar alegre

 20- ¿Tenés un lema? No, estoy agradecida a la vida. 

   ¡Otra vez  Gracias, por tu atención y calidez!
  Gracias por tus obras. 
   Gracias por contagiarnos tu actitud agradecida.